HASTA SIEMPRE GERARDO

HASTA SIEMPRE GERARDO

 

 

Buenos días estimados lectores. Hoy esto, no es más que una fórmula de estilo. No es un buen día. Es un día de mucha pena para los rosarinos. Se nos fue Gerardo. Otro de nosotros que se va de una manera absurda. Injusta. Inexplicable. Cómo se nos fue un día Olmedo. Cómo se nos fue el Negro Fontanarrosa.

 

 

Del Superior de Comercio y de Central, como la mayoría de mi grupo de amigos de toda la vida. Aunque nunca estudió, fue iniciado en el periodismo por un amigo, cuando tenía doce años, junto a quien hicieron, el primer listado de desaparecidos de la escuela Superior de Comercio “Libertador General San Martín”, antes que se publicara el Nunca Más.

Como podrán ver si hacen click sobre el enlace, en el video de homenaje que le hizo a Estela de Carlotto, cuando apareció su nieto.​

 

Del Twitter de Gerardo, tweet del 17 de setiembre de 2018.  “Pablo Feldman, @GabrielPennise1, un servidor y @delfradecarlos. El día que nos ganamos el primer Martin Fierro de Radio, mejor programa periodístico del Interior. Tres talentos y un joven que usaba chomba”.

 

Como periodista ganó todo lo que se podía ganar: Martín Fierro, Premios Tato, Premios Notirey, Kids’ Choice Awards Argentina y los que a ustedes se les ocurran.

 

 

Pero también fue un padre, un amigo, un hermano, un hijo y un esposo. Su primer matrimonio fue con Mariana Basualdo. De esta unión, en el 2000 nació Pedro, su hijo primogénito. El divorció de la pareja llegó en el 2005. De ambos no hay registro público, de fotos juntos; sin embargo, se sabe que trabaja como Directora General de Asuntos Jurídicos en la Secretaría Legal y Técnica de la presidencia de la Nación, según sus redes sociales.

 

 

Tres años más tarde, Gerardo volvió a reencontrarse con el amor, en los brazos de la periodista Carmela Bárbaro, la hija de Julio, con quien tuvo a Elena, su hija de 11 años. Su historia de amor llegó a su final en el 2014. La pareja cerró su relación en buenos términos y siempre estuvieron en contacto y en mutuo apoyo hasta el último momento.

 

 

En el 2015, Eugenia Quibel llegó a la vida de Gerardo. Desde entonces y hasta este 2022, estuvo con él. La locutora en medio del dolor por su partida, le dedicó por medio de su cuenta de Instagram unas sentidas palabras bajo el título: ¿Qué es ser valiente?”.

 

Gerardo en sus comienzos en la redacción de Rosario/12. La fotografía carece de la calidad acostumbrada pero es un testimonio de relevancia.

 

Además de Eugenia y de sus hijos, Carmela Bárbaro, pese a que su vínculo con Gerardo solo era por su hija Elena, solicitó licencia en el programa “Momento D”, para acompañar a su ex pareja en sus últimos días en Rosario.

 

 

 

Una amiga decía en un poema que “irse es volver siempre y quedarse es irse sin poder volver. Todo se evapora como estas nubes y el olor al río nos envuelve”.

 

GERARDO Y ROSARIO

 

 

Confieso que no sabía nada de la enfermedad de Gerardo hasta este jueves 10 de marzo. En ese momento me sacudió una noticia en la Vía País, Ciudad a ciudad, Argentina en red, que hablaba de su internación y la gravedad de su estado.

Y repasaban una serie de notas de archivo en las que Gerardo hablaba de nuestra ciudad y de su relación con ella la nota comenzaba así:

 

 

“Yo soy rosarino, soy judío, soy de Central, soy periodista y productor”, dijo alguna vez Gerardo Rozín a modo de presentación y dejando en claro que nunca perdió su vínculo con la ciudad en la que nació.

“En Rosario pasó su infancia, adolescencia y juventud, compartiendo momentos y formándose con otros dos ilustres de la cuna de la bandera: Osvaldo Bazán y Roberto Fontanarrosa”.

Cuando dice “soy rosarino”, se refiere al lugar que más le gusta de todo el mundo, y viaja inevitablemente a la calle 9 de Julio 1669, séptimo piso, la casa de su infancia, como alguna vez contó en una entrevista televisiva.

 

 

Nació en 1970 en el Hospital Británico de Rosario. Hizo la primaria en el colegio Mariano Moreno, y con aquellos compañeros todavía se encuentra cada tanto. Hijo de padres separados, se crio con su mamá.

 

 

Siempre fue muy lector, era fanático de la revista Humor desde los 12 años, le gustaba la política y las maestras siempre le decían, que escribía muy bien.

 

 

Con el Negro Fontanarrosa no solo compartió el amor por los colores de Rosario Central, sino también grandes momentos en el mítico bar El Cairo de Rosario.

“Fui bendecido también, en mis términos no religiosos, por el talento, el cariño, el amor, la amistad y la mirada de Roberto Fontanarrosa. Tuve esa suerte, compartí esos ámbitos” supo decir alguna vez.

 

GERARDO Y SUS ENTREVISTAS

 

 

Nunca más cierto el viejo refrán de las abuelas de que para muestra basta un botón, y si no estimados lectores vean esta joyita de Gerardo con Joan Manuel Serrat.

 

MORFI TODOS A LA MESA Y LA PEÑA DE MORFI

 

 

Alguna vez  dijo con claridad: “soy cocinero y no crítico gastronómico. De verdad, no opino. Si el otro hace hamburguesas y son ricas, quizás me gusten a mí también, pero yo estoy siempre pensando en lo que voy a servir en mi programa”.

 

 

Y así queremos recordarlo, en vivo, en su programa, porque si Borges decía que la Eternidad es una de las raras virtudes que tiene la literatura, ciertamente hoy diría lo mismo de estos videos.

 

LAS MEJORES RECETAS DE LA PEÑA DE MORFI

 

 

GERARDO Y EL SUPERIOR DE COMERCIO

 

EL PATIO DEL SUPERIOR

 

“Pablo fue mi rival en el centro de estudiantes del Superior de Comercio de Rosario. Hoy me da orgullo ser su amigo. Me encanta ser su interlocutor el viernes: vengan, vamos a hablar de música, medios y de nuestro tema preferido: Rosario”.

 

LAS PROMOCIONES DE LOS AÑOS 1961, 1971, 1976, 1986 Y 1991 VOLVIENDO A TRANSITAR LOS SALONES, EL PATIO Y ESPACIOS COMUNES RECORDANDO SU PASO POR EL SUPERIOR, YO PERTENEZCO A LA DE 1976, GERARDO A LA DE 1986 O 1987.

 

 

LAS AULAS DEL SUPERIOR

 

GERARDO Y CENTRAL

 

 

Gerardo Rozín era un hincha de Rosario Central de ley. Siempre que podía expresaba su amor por el Canalla.

 

 

En 2018, cuando su Rosario Central se consagró campeón de la Copa Argentina. El equipo que dirigía Edgardo Bauza derrotó por penales a Gimnasia en la final, cortando una sequía de 23 años sin títulos, Gerardo fue sorprendido en su programa de esta manera.

 

 

Y en las redes sociales, dedicó el campeonato a su amigo y admirado Roberto Fontanarrosa.

 

 

Seguramente en el cielo canalla, Roberto lo estará esperando, y ya habrá tenido tiempo de organizar su mesa de los galanes.

 

 

 

GERARDO POR GERARDO

 

 

Para cerrar esta nota, me gustaría agradecer a nuestros colegas de Infobae.com por este reportaje, uno de los pocos donde Gerardo no es el que pregunta, sino el que responde. Una joyita para llevarlo siempre junto a nosotros. Hasta siempre Gerardo.

 

 

Emilio R. Moya

 

Fuentes: citadas y enlazadas en la nota
Oscar Tarrío

Director Periodístico Chefs 4 Estaciones en Chefs 4 Estaciones / Ex Editorial Diario La Capital

NODO norte

Un suplemento del Diario La Capital

@nodonorteok
NODO norte
Tienda Objetos Deco Deli Catas Eventos